Historias eroticas Historias y relatos eroticos

16dic/100

MI primera infidelidad (Parte 1)

Madrid 12-10-2010

Hola, permitidme que me presente

Mi nombre es Raquel, tengo 48 años y un cosquilleo incesante por todo mi cuerpo, que me obliga a hacer locuras.
Siempre he sido una mujer fiel, llevo 21 años casada y nunca he tenido ninguna tentación de engañar a mi marido, aunque oportunidades si que han habido.

Sin embargo en los ultimos meses me asaltan las ideas de hacer una locura, sobre todo cuando veo a mi compañero de trabajo...

Oscar.

Oscar es un hombreton de 1,80 y 82 kilos de peso, bien formado y con una tez adorable, cada vez que lo veo o estoy con el empiezo a descontrolar, hasta de vez en cuando mis pechos se endurecen y mis pezones se ponen como piedras, momento en el que desaparezco lo mas disimuladamente posible que puedo.

Hace cosa de una semana tome una decisión, iba a hacer algo, y para ello aprovecharia una reunión que tenia con el en su despacho, en la que tenia que presentar los pasos del nuevo proyecto.

Ese dia me prepare muy bien, eligiendo que es lo que me iba a poner para ir a trabajar. Algunas veces sobre todo los viernes suelo ir a trabajar un poco mas sexy que de costumbre, que le voy a hacer, me gusta que me miren. suelo llevar las faldas un poco mas cortas y las blusas un poco mas escotadas.

El dia elegido era el lunes 11 de octubre, que aunque no era viernes si que me permitia poder tener una pequeña licencia en la forma de vestirme.

Elegi un vestido corto blanco con motivos negros, ajustado a la cintura.
La falda suelta por la mitad del muslo y un escote recto que permitia ver perfectamente parte de mis pechos y un canalillo perfectamente definido.

Ya empezaba a refrescar, por lo que decidi ponerme unas medias oscuras autosujetables al muslo, con la intención de que se me viera parte de la carne por encima de la media en cualquier descuido que tuviera.

El conjunto de ropa interior estaba formado por una sujetador y un tanga con transparencias, de color fucsia.

El sujetador de la talla 95 copa C, estaba coronado por dos copas de licra transparente que dejaban completamente a la vista mis pechos.

El tanga a juego tambien con trasparencias, que permitia ver mi vulva y el comienzo de mi vagina totalmente depilada.

Me vesti, me puese primero como es natural la ropa interior, seguidamente las medias y me fui a buscar los zapatos que queria llevar, negro de tacon alto y fino, con unos siete centimetros de tacon, me queria ver como quedaba asi delante del espejo, en ropa interior.

Delante del espejo pensaba en lo que podia llegar a pasar, los pezones empezaron a abultarse por debajo del sujetador, definiendo un prominente y duro bulto por debajo de la licra transparente.

Mi mano izquierda enseguida fue a uno de esos bultos, mientras mi mano derecha bajo a mis partes intimas, pasando el dedo corazon por los ya delimitados y medio abiertos labios de mi vagina.

Tuve que controlarme, la respiración se me habia disparado.

Ya mas tranquila empece a maquillarme, de forma sencilla y natural, base de maquillaje, ojos en tono cobrizo, raya negra en el parpado inferior y superior, labios rojos y colorete suave.

Me puse el vestido, y me coloque los pendientes, pequeñitos de oro, muy bonitos.

Me volvi a mirar a plantar delante del espejo y empecè a realizar gestos y movimientos para ver como respondia la ropa que llevaba.

Empece inclinandome hacia adelante, comprobando que el escote del vestido se ahuecaba lo suficiente para poder ver una buena parte de mis tetas, incluso podian verse los pezones si te fijabas un poco.

Satisfecha me di la vuelta y mire como me quedaba el vestido por detras, me subi un poco la falda con la mano, hasta ver donde quedaban el comienzo de las medias, intentando saber cuanto tenia que subir el vestido para que se viera.

Por lo menos tenia que subir siete u ocho centimetros, probe a estirar el brazo como si fuese a coger algo en una armario alto, poniendome incluso de puntillas y echando el culo hacia atras.

Aunque el vestido se levantaba bastante, y se veia bastante muslo, no consegui que se viera la parte superior de la media, por los que baje un poquito el ajustables de la media doblandolo hacia adentro, consiguiendo de esta forma el efecto deseado.

Por ultimo me puse de nuevo de frente al espejo y empece a dar saltitos, los pechos rebotaban y reberberaban por encima del vestido, crei que los ejercicios fuerón bien, y que iban a causar el efecto que queria en Oscar.

Me dispuse a salir de casa, mi marido ya hacia tiempo que se habia ido, cogi el bolso y el portatil y sali de casa, llame el ascensor y baje al garaje a coger el coche. Los tacones resonaban, me cruce en el garaje con un vecino que se me quedo mirando, primero por delante y espero que despues lo hiciera por detras, la verdad es que no me di la vuelta para verlo.

Llegue por fin al trabajo, llegaba un poco tarde y me dirigi a mi sitio, andando por el largo pasillo lleno de mesas. Note que mis compañeros me miraban por delante y mas descaradamente por detras, pues aqui si que volvi la cabeza para verlo.

Me sente en mi sitio, arreglandome el vestido como pude y cruzando las piernas.

Estaba muy nerviosa pues en menos de una hora me disponia a engañar a mi marido por primera vez.

Algunos de mis compañeros venian a verme y a preguntarme cosas, note que desde el pasillo de entrada a mi sitio se veia buena parte de mis piernas, ademas se ponian de pie a mi lado mirando de arriba a bajo, y poniendo los ojos en mis escote, que debia de ofrecer un buen espectaculo. Sin embargo eso no me preocupaa, al reves cada vez me excitaba mas.

LLego la hora de la reunión y me diriji hacia su despacho, pensando en lo que podia pasar y en como responderia el.

Llegue a su despacho y entre, llevaba el portatil cubriendo el pecho, el bolso en el hombro y una sonrisa en los labios. Me miro y se levanto para darme dos besos,le esperaba y cuando llego me puso la mano en el hombro, baje mi portatil del pecho mientras ponia mi mano izquierda en su cintura y echaba el pecho hacia adelante, admitiendo los dos besos.

Mi teta izquierda contacto con el y sin separarnos un milimetro me dijo que estaba muy guapa, le mire a los ojos y le sonrei, nos separamos y se fue a su sitio.

Espere a que se sentara y empece a conectar el portatil para que pudiera ver la presentación en la pantalla.

Lo hacia de forma despreocupada sin tener en cuenta si el podia verme algo, al fin y al cabo eso era lo que yo deseaba.

Empece la presentación y iba presentando transparencia, tras transparencia explicando las acciones a realizar, de vez en cuando iba a la mesa y miraba mi cuaderno, para lo que me inclinaba sobre el dejando que el escote se ahuecara y que Oscar pudiera ver mis pechos.

Poco a poco me sentia mas excitada, mis pezones empezaban a notarse por debajo del vestido, y el se dio cuenta, empezaba a estar mas interesado en mi que en lo que decia.

Oscar se levanto y note que se acercaba a mi, yo no me di la vuelta esperando a ver que pasaba, se acerco y me puso la mano totalmente abierta en la espalda, con un leve movimiento de caricia, yo me estremeci, no se si el lo noto pero yo si que lo hice.

Paso la mano a mi hombro y yo le correspondi girandome hacia el, aproxime mi pecho izquierdo a su pecho y le mire a los ojos.

R --> Que tal, te gusta
O --> Mucho mas de lo que te imaginas.
R --> Creo que sacaremos algo bueno de todo esto.
O --> Sin duda alguna

Sin separarse un milimetro me pregunto:

O --> Que necesidades tienes?
R --> Necesito tener unos buenos miembros que trabajen para mi, dice contestando a su picardia

Bajo la mano y la puso un poco mas abajo de la cintura, entre estas y mis partes intimas poniendo sus dedos meñique y anular a escasos centimetros de su premio.

Este movimiento hizo que yo tuviera que girar un poquito mas hacia el, aplastando ya completamente mi teta izquierda contra el.

Le correspondi cogiendole de la cintura y dando un poco mas de giro a mi cuerpo, poniendolo frente al suyo y hincando mis dos tetas en su pecho.

Mi vulva estaba pegada a su miembro, y le notaba duro y erecto, se me antojaba grande y con ganas de salir.

Por fin el mientras nos mirabamos a los ojos reacciono y me pregunto si queria discutir con el los miembros a utilizar mientras comiamos, a lo que respondi que estaria encantada de hacerlo.

Me dio un beso en la mejilla, muy cerca de los labios y un segundo beso en la otra mejilla, ya cogiendo parte de los labios, entreabri un poco los labios y el me correspondio metiendome la lengua.

Estuvimos besandonos al menos dos minutos, mis manos acariciaban su espalda, mientras las suyas estaban estrujandome los gluteos o siguiendo la linea de separacion de estos unas veces por encima y otras por debajo del hilito del tanga.

Nos separamos quedando para comer a la una y media, saque de mi bolso un espejito y me retoque un poco el maquillaje, me arregle el vestido y me despedi de el con una sonrisa complice, diciendo

R --> No vemos luego.

Fui al aseo y me termine de arreglar, de nuevo en mi puesto de trabajo intente pasar el tiempo de la mejor forma que pude, pero los minutos se me hacian eternos.

Comentarios (0) Trackbacks (0)

Aún no hay comentarios.


Deja un comentario


Aún no hay trackbacks.